close
La semana mágica
octubre 10, 2016

La semana mágica

Miradas

La semana mágica

Vamos a analizar los capítulos de este culebrón llamado Colombia que tiene al mundo entero pendiente, y qué reflexiones nos quedan de todo este vaivén. Estamos en Macondo la tierra del realismo mágico en vivo y en directo.

Terminada esta vertiginosa semana está más que justificada esta demora, ya que he tenido que posponer constantemente este envío debido a esta montaña rusa de estados y situaciones totalmente atípicas para un país promedio. Pasamos de la desilusión a la desesperanza, luego a la indignación y por ultimo a la sorpresa en apenas siete días, en este punto en especial tenemos la obligación y responsabilidad de sacar conclusiones (aun en la vertiginosidad) y entender el qué, el por qué y el para qué de todo esto; estamos en un fuego cruzado de ideas, ideologías e intereses de una manera tan concentrada y concreta como nunca se había visto y que nos tendremos que acostumbrar a ver.

El mundo está pendiente de esta novela llamada Colombia no se pierde un solo capitulo de esta serie, titulares de tapa, foros, especiales multimedia y todo tipo de publicaciones alrededor del mundo demuestran, quizás por primera vez en la historia reciente que el mundo se está inmiscuyendo en los problemas tradicionales de Colombia, y aquí vamos a desmenuzar cada capitulo de este experimento social.

El movimiento por el SÍ con apoyos increíbles

El apoyo mundial a los acuerdos

Lo que comenzó como una negociación imposible, difícil, escueta y a solas durante tres años, apenas con la observación de países garantes previsibles para la guerrilla como Venezuela y Cuba sumado a Noruega junto con el tímido apoyo de la Unión Europea fue transformándose en todo un movimiento que aglutinó organizaciones, instituciones, personalidades y países de todo tipo, nacía así una preocupación real por el conflicto colombiano por primera vez a nivel mundial.

Uno estaba acostumbrado últimamente por la crisis musical a ver duetos impensados incluso hasta tríos o cuartetos de cantantes unidos por la necesidad, pero nunca se había visto un zoológico ideológico de semejantes dimensiones unidos tras un acuerdo de por sí atrevido por tratarse de ser una justicia transición al que rompe todos los esquemas conocidos, es increíble ver tras de una misma causa; la ONU, la corte penal internacional, la unión europea, el capitalismo, el socialismo, el comunismo y el catolicismo todos tomados de la mano y posando para la foto.

La responsabilidad del NO
La sorpresa del NO en el plebiscito retumbó en el mundo entero.

 

La quijotada del NO que nos dejó boquiabiertos

Así estemos a favor o en contra, simpaticemos o no con este movimiento, lo del NO lo podríamos comparar con el relato bíblico de David y Goliat, el exceso de confianza por tamaño apoyo mundial del SI generó una subestimación y un cierto descuido dando por sentado el triunfo.

La tradición, familia y propiedad en el país del sagrado corazón es poderosa aún y existe una formación neofascista y feudalista bien ancladas en las entrañas de las familias colombianas de diferentes estratos (caso único en el mundo) que no se ha podido contrarrestar, contamos también de la mano de una iglesia amañada a estos ideales que se encuentra en muchos aspectos desvinculada del vaticano y los designios papales actuales. Y por último como cereza del postre tenemos las nuevas iglesias cristianas que manejan con una astucia increíble renovando todos estos componentes tradicionales para mutarlos con ideales e intereses políticos dentro de su feligresía.

Como podemos advertir este “David” no era tan pequeño, y conocía muy bien a qué puntos se debía atacar, no era tan fácil la situación y por más que todo el mundo hiciera fuerza, este movimiento no iba a ceder en sus posesiones, tradiciones e intereses.

Y como bien sabemos este movimiento cuenta con varios paladines que hacen de la manipulación un arte como el ex procurador, el ex presidente y el ex candidato, sumado a los cristianos, cuyos pastores se aliaron a los ex y adoptaron una misma estrategia. Todo este coctel explosivo digno de una campaña de miedo y desinformación de Goebbels en la Alemania Nazi de los años 30, supo ser eficiente otra vez como nos lo contó el jefe de campaña Juan Carlos Vélez.

Los ganadores en camisa de once varas

Este tradicional y viejo refrán hace referencia a la inesperada victoria de NO, ellos pensaban hacer bulla y luego del seguro triunfo del SÍ seguir molestando a punta de tutelas y demandas a la corte durante la implementación, su estrategia era ponerle palos a la rueda de los acuerdos a como de lugar, deslegitimando el triunfo.

Imaginemos por un momento si esos 60.000 votos de diferencia fueran para un triunfo del SÍ; hoy se estaría hablando de fraude, de manipulación, de mermelada en las regiones, de amenazas de las FARC a que voten por el y que la diferencia no pesaría para implementar los acuerdos. Podríamos decir tranquilamente, hoy aplacadas las pasiones y los sentimientos, que no hay mal que por bien no venga, ahora ellos quedan a la vista de todo el mundo con los pantalones abajo, no hay propuestas, simplemente porque ellos no quieren la negociación y ahora están en la obligación de tomar decisiones ya que saben que cada día que pase y cada incidente que acontezca será responsabilidad de ellos y lo peor de todo es que los ojos del mundo están pendientes, y ante tanta presión no les será posible utilizar la ya conocida estrategia de la dilación.

Inesperada confesión

En el país donde todo puede pasar nos seguiría sorprendiendo a la mitad de la semana en el periódico La República el jefe de campaña Juan Carlos Vélez contó todos los pormenores de la campaña, sus estrategias, los apoyos y otras infidencias que generaron indignación, se confirmaba así por boca de sus propios creadores la campaña sucia de desinformación que había retumbado el todos los rincones del país, jactándose de que la gente saliera a votar verraca” frase que quedará en la historia política de este país sin lugar a dudas.

El por que de esta confesión es todo un misterio paranormal, generalmente no se cuentan las intimidades o formulas de un éxito, es tan atípico que supera cualquier tipo de análisis, este errático comportamiento de una persona con las capacidades políticas de Vélez, este episodio de jactancia por el éxito conseguido se convirtió en un mazazo ético en el momento de ajustes de pretensiones que estaba preparando en NO.

Nobel de paz una respuesta contundente
Foto. www.eltiempo.com/opinión/caricaturas/matador

Un Nobel de Paz para que les quede claro

Extra, extra, ¡cuando la noticia se produce, Caracol se la comunica! Era un último momento que Yamid Amat anunciaba a viva voz que Colombia tenia un Nobel de literatura, Gabo ubica a Colombia en las primeras planas de ese día un tiempo antes de que el ocaso llegara a Macondo en esa fatídica década.

Y si hubo un Nobel para el ocaso hay también un Nobel para el amanecer, este reconocimiento al presidente Juan Manuel Santos se convierte en otro mazazo para los del NO, el mundo entero les está mandando un claro mensaje de que la paz de Colombia y sus negociaciones son una prioridad para el mundo entero y sus instituciones mas representativas e inevitablemente les impone nuevos desafíos así estemos de acuerdo o no con este reconocimiento.

Álvaro Uribe Vélez y sus copartidarios de NO ya no están negociando con el presidente Santos, lo están haciendo con el Nobel de paz Juan Manuel Santos y eso cambia inevitablemente las reglas de juego, habrá que ver como quieren que vean a los del NO en el panorama mundial, esperemos para bien de ellos y del país como aliados del Nobel de paz en la solución de los acuerdos.

¿Qué nos queda de todo esto?

Veremos entonces qué sucede con los próximos capítulos de esta historia, la semana que acaba es la más emocionante, mágica y extraña que ha vivido Colombia tal vez en toda su historia, hay nuevos vientos de cambio para nuestro país, el mundo nos tiende su mano para salir de este conflicto armado que es el último de Sudamérica. Este acuerdo puede que no llegue a conformar a todos, pero es una salida posible, vigilada y apoyada por personalidades e instituciones que consideran la mejor negociación posible y eso no es poco.

A los gestores del NO les convoca una cita con la historia y con su historia, ya los problemas, las confrontaciones y las divisiones no se ventilan en casa, no hay margen para indecisiones y ambigüedades, deben asumir una posición para bien o para mal y hacerse cargo de ello.

En estos días tan álgidos llega a la memoria una cita de cien años de soledad que suma una dosis de atmósfera profética que nuestro Inmenso Gabriel García Márquez plasmó en su obra maestra, no está de mas ni es redundante evocarla otra vez, pese a que ya ha sido publicada en numerosos medios estos días

Los habitantes de Macondo estaban en un permanente vaivén entre el alborozo y el desencanto, la duda y la revelación, hasta el extremo de que ya nadie podía saber, a ciencia cierta, dónde estaban los límites de la realidad.

El realismo mágico existe y está mas vivo que nunca.

________________________________________________________________________________________
El contenido de los textos aquí publicados es de exclusiva responsabilidad de los autores y no compromete a la Corporación La Astilla en el Ojo.

Nicolas Ferger

Nicolas Ferger

Nací en la ciudad de Paraná Argentina, hace 13 años vivo en Colombia, soy Licenciado en español y literatura de la Universidad Tecnológica de Pereira,

Leave a Response